Prensa Hidrosuroeste / San Cristóbal, 29.06.2016.- Debido a las fuertes precipitaciones registradas en la entidad tachirense durante las últimas semanas, que dejaron como saldo el daño parcial del Acueducto de Río Chiquito, (Río Quinimarí), que abastece de agua potable al 70% del municipio Junín, Hidrosuroeste realizará una suspensión programada para continuar con la segunda fase de trabajos en la jurisdicción.

El presidente de Hidrosuroeste, General de Brigada, Jacinto Colmenares informó que luego de presentarse un incremento acelerado en el caudal de la captación en semanas anteriores, se produjo fuertes daños en los canales de conducción que llevan el agua hasta el desarenador, como consecuencia de las rocas y sedimentos que arrastró la corriente hasta los mecanismos de potabilización, situación que ameritará la suspensión desde las 6 de la mañana de este viernes por un lapso de 48 horas para acometer los trabajos.

Colmenares explicó que el personal de la Gerencia de Operación y Mantenimiento trasladó la maquinaria pesada y la logística para iniciar la instalación de la tubería de 20” (Pulgadas), reparación que permitirá activar nuevamente el flujo hídrico.
En los trabajos que adelanta la Gerencia se encuentra el acondicionamiento de los canales de conducción y la unión con soldadura de las tuberías requeridas para reencausar el caudal a la captación (Chorizos), los cuales que se encuentran en la zona que presentó los daños.

Las labores que requerirán un tiempo prudente pues se cuenta con un flujo hídrico cambiante como consecuencia de los cambios climáticos presentes en el estado.

Según Colmenares se procederá a colocar aproximadamente 8 tubos de 20” para atravesar parte del canal afectado desde la parte alta de la captación, acción que permitirá un mejor aprovechamiento del flujo de agua que se recibe por parte del Río Quinimarí para surtir a la comunidad de Rubio.

Entre los planes de contingencia empleados contemplados en tanto se subsana la situación, Hidrosuroeste habilitará 4 unidades cisternas para llevar el preciado líquido a los distintos sectores que quedarán sin servicio, teniendo en cuenta la prioridad representada por los centros de salud y educativos.

De igual forma la máxima autoridad regional en materia de agua potable y saneamiento expresó que se debe mantener la calma, pues el sitio en el que se presentó la avería es de difícil acceso para los equipos y las condiciones climáticas no han sido las más óptimas, por lo que hizo un llamado al colectivo a mantener la calma, pues la empresa ha trabajado ininterrumpidamente durante las últimas tres semanas para ser garantes del suministro en el menor tiempo posible.

Finalmente acotó que el restablecimiento se llevará a cabo finalizados los trabajos, recordando a la colectividad que los cisternas pueden ser solicitados a través del número telefónico 0-800INFOHSO (4636476), además de tomar las previsiones necesarias en materia de almacenamiento del vital líquido.