El presidente de la Hidrológica Socialista de Portuguesa (Hidrosportuguesa) Renny Montilla, realizó un balance del servicio de agua potable y saneamiento del en la entidad.

En el programa a Primera Hora, transmitido por Universal TV dijo: “La realidad en el estado es bastante compleja, este año enfrentamos una dura situación con el cambio climático, con el golpe económico el cual nos encareció los costos de los equipos y por primera vez hubo una ocurrencia que no había existido jamás en la empresa que yo recuerde en 17 años de servicios que tengo dentro de la hidrológica, como lo es la quema de los equipos de manera simultánea”.

Explicó que este año en las ciudades de Acarigua y Araure, se quemaron todos los equipos, en menos de un mes y medio. “Estamos trabajando para reponer el pozo que le da agua al sector Campo Lindo y las zonas aledañas como lo es el pozo nro. 3 del Parque Musiú Carmelo, quedando ya solo por colocar el pozo 10 del sector La Batalla que surte principalmente al sector La Goajira”.

Aseguró, que en conjunto entre el gobierno regional y municipal del Páez, se han venido recuperando 15 pozos, “en el caso de la gobernación hemos recuperado los pozos de agua de los sectores Pozo 6 del Hospital Jesús María Casal Ramos, pozo 7 Baraure, pozo 8 sector La Espiga, Pozo 13 del sector El Carmelo, 18 entrada al sector El Mamón, 19 de La Gomera, 22 del Barrio Bicentenario, La 24 de Julio, pozo 2 y 3 del Complejo Simón Bolívar, Tricentenaria, Villas del Pilar II, Campo Alegre y Villas del Pilar III y los pozos rurales Las Palmas, Payara Centro, Tamarindo y Andrés Eloy Blanco de Payara de Páez, y Potrero Arenero, Hoja Blanca II y Hoja Blanca III de Araure, para un total de 23 pozos solo en estos dos municipios”.

De igual modo, agregó que este año hubo mucho problema con el rio, “ha sido atípico el comportamiento del rio ya que ha tenido muchas desviaciones producto del cambio climático. Hemos tenido una pluviometría alta en cortos periodos de tiempo, lo que genera que haya crecidas y arrastres de sedimentos con material vegetal que nos ha causado varias paradas en la planta de tratamiento evitando así que prestemos un servicio más continuo”.

Prosiguió relatando, “este año tenemos el índice más bajos en producción de agua de los últimos diez años en planta Camburito. Ya nos hemos reunidos con el Secretario de Infraestructura para aprovechar este periodo de sequía que se aproxima e iniciar unos trabajos del rio que nos permitan de esta manera acometer una mejor prestación del servicio”.

En este mismo orden de ideas, refirió que el gobernador presentó al Ejecutivo Nacional a través del Ministerio de Ecosocialismo y Agua encabezado por el ingeniero Ernesto Paiva una inversión necesaria para la planta; la cual fue aprobada, “la planta Camburito recibirá para el año 2017, poco más de 100 millones de bolívares en inversión, lo que permitirá mejorar su sistema de bombeo y de producción, así como la rehabilitación de algunos filtros que ya por el arrastre de sedimentos que hubo este año se vieron afectados”.