Prensa Hidrofalcón, 25.12.12015.- El equipo de Hidrofalcón, filial de Hidroven, evalúa de manera exhaustiva las acciones que en materia de agua se aplicarán en los próximos días para afrontar la dificultad de agua ocasionada por el período de sequía, ante la prolongación del fenómeno El Niño, que ha afectado considerablemente el nivel de los embalses falconianos.

Andrés Eloy Lugo, presidente de la hidrológica regional, informó que la mandataria regional ha atendido directamente las necesidades que en materia de agua presenta el estado. La gobernadora se ha reunido constantemente con los alcaldes y alcaldesas, directivos del Ministerio del Poder Popular para el Ecosocialismo y Agua (Minea) y con el equipo de Hidrofalcón, filial de Hidroven, a objeto de determinar en qué sentido estamos orientando nuestras gestiones y dar respuestas a corto, mediano y largo plazo a uno de los problemas que más afecta a la geografía falconiana.

“Nuestro estado se ha visto severamente afectado por la sequía”, recordó Lugo. “Estamos afrontando los embates del cambio climático y el fenómeno El Niño, por lo que ha sido necesario accionar de manera articulada con todas las instituciones del gobierno nacional y regional para atender de un modo más efectivo la ejecución de los recursos, hasta ahora  recibidos, para dar respuesta a las comunidades”.

En ese sentido, manifestó la máxima autoridad de Hidrofalcón que se han atendido todos los ejes geográficos que han presentado afectación en el abastecimiento del vital recurso, siendo mayores los esfuerzos y proyectos direccionados para solventar el problema en la península de Paraguaná, el occidente, la sierra falconiana y los municipios Tocópero y Zamora.

Expectativas ante la sequía

El presidente de Hidrofalcón manifestó que el ministro del Minea, Guillermo Barreto, anunció la aprobación de 759 mil millones de bolívares, gestión que se impulsa a través del Consejo Federal de Gobierno para iniciar a partir del 4 de enero de 2016, los trabajos de mejoras al embalse El Isiro, que incluye la construcción de una balsa superficial para captar el agua almacenada en el embalse, así como el equipamiento de pozos ubicados en el sector de Siburúa, lo que permitirá alimentar el embalse y garantizar las reservas de agua a las comunidades de los municipios Miranda, Colina, Zamora, Tocópero y la península de Paraguaná, que se abastecen de este sistema de distribución.

Nuevo esquema de suministro

Según la Organización Meteorológica Mundial (OMM), en el 2015 se agudizó el déficit de precipitaciones y aún cuando se produjeron lluvias durante la  temporada entre los meses de abril a octubre del 2015, éstas fueron deficitarias, por lo que para asegurar las reservas de agua en los embalses hasta abril del 2016, que es cuando se inicia la nueva temporada de invierno, a partir del 4 de enero del 2016, se adoptará un nuevo esquema de distribución de agua potable para los municipios Miranda, Colina, Zamora y Tocópero, ello para proteger el abastecimiento del vital líquido a la población.

Lugo se mostró esperanzado de que el estado Falcón resultará airoso, a partir de la labor articulada de las autoridades, para atender las necesidades de agua mientras lleguen las lluvias, las cuales se estiman se produzcan entre los meses de marzo y abril del 2016.

Aprovechó la oportunidad para hacer un llamado de conciencia al colectivo de la importancia de ahorrar el agua, apoyando así las acciones que garanticen las reservas de los embalses Isiro y Barrancas, que son los más afectados por el azote de la sequía en la entidad.

Indicó finalmente que “nos orientamos a atender las necesidades del sector agua potable y saneamiento por lo que una vez que presentamos un mapa de necesidades que ha contado con la aprobación de los recursos necesarios, a partir de allí dirigiremos los esfuerzos que hagan posible garantizar tan primordial servicio público a la población”.

Prensa Hidrofalcón